La futbolista, de 28 años, comentó en Femenino Racing cuáles son sus objetivos con la institución, como la contactaron desde el club, su opinión sobre el mismo y por qué lo eligió. Cabe resaltar que tuvo dos ofertas más aparte de esta.

La arquera firmó su primer contrato profesional por una temporada, algo con lo que siempre soñó y anheló desde chica. Lamentablemente las historias, entre cada una de estas jugadoras, se repiten constantemente, en cuanto a los comentarios machistas que suelen recibir a lo largo de su carrera y cuanto suele afectarles, los mismos, en su gran mayoría: “En la escuela me decían machona, marimacho”. Sin embargo, no se dejó influenciar por esos comentarios y siguió por su pasión aunque admitió que suele reaccionar a esos dichos: “Por ahí, debería ignorar esos comentarios del que viene”.

“Posteo de Yanina Sosa”

El “Tano” Antonio Spinelli, la contactó a través de Instagram y le explicó cuales eran las pretensiones que él buscaba en ella con el equipo, en donde se sorprendió por lo rápido que pasó el año: Era lo que estaba esperando y estaba atenta a lo que podía pasar”, dijo Sosa. Una de las cosas que más le llamó la atención de la institución fue el proyecto de formación que el club maneja, una de las razones por la que aceptó la propuesta. Ahora mismo, se anotó en un curso de vídeo análisis y inglés: Estoy aprovechando todo lo que nos brinda Racing.

Ahora con la cabeza puesta en lo que viene y en esta nueva etapa que le espera de cara al futuro, su aspiración a corto plazo con La Academia es sumarse lo antes posible con el equipo, entrenar y ganar un campeonato con la camiseta albiceleste: Lo del torneo se va a ir dando. Simultáneamente a lo anterior dicho, expresó que abajo de los tres palos le podría aportar seguridad y confianza al plantel en general.

Una de las características que resaltó, sobre sí misma, es lo luchadora y perseverante que es: Quizás me gustaría mejorar el tema de la paciencia o la ansiedad. De igual manera en una lesión que tuvo, que duró aproximadamente tres meses y medio, la hizo sentir muy mal: Una jugadora siempre tiene que estar fuerte de cabeza, para afrontar esas situaciones y volver con más fuerzas.