Racing ganó el Clásico de Avellaneda 1-0 frente a Independiente en condición de visitante. Gracias al gol de Rocío Bueno y, momentáneamente, se subió a lo más alto de la tabla.

El Libertadores de América abrió sus puertas, para que Racing visitara a Independiente en un clásico de Avellaneda; que tenía un condimento extra: era el primero oficial en aquel estadio y si la Academia ganaba, quedaría puntera del Campeonato. 

El antes

En la previa, las actualidades marcaban realidades muy distintas. Racing llegaba con seis victorias consecutivas, una racha más que beneficiosa y la confianza por las nubes. Por el lado de las locales, eran tres las derrotas en seguidilla antes de llegar a este choque.

El partido

El primer tiempo fue fiel a lo que se jugaba. Ningún equipo regalaba nada y cada pelota dividida se peleaba. El partido se hizo muy trabado, aunque era Racing el que mejor trataba la pelota e intentaba romper el cero. Lo intenso se hizo aburrido y las jugadas de gol escasearon.

A los 5 minutos llegó la primera y única chance para Racing con un centro/remate de Fagiano que aterrizó en el techo del arco. Minutos más tarde, Luana Muñoz ejecutó un tiro libre lejano directo al arco, pero el envío fue muy desviado.

Ya en el complemento ambos equipos intentaron un poco más quedarse con los 3 puntos y la alegría en el Clásico. Por eso, las arqueras comenzaron a tener algo más de protagonismo. La primera de peligro fue un tiro libre para las locales a los 10 minutos, similar al de Luana del primer tiempo; que exigió una respuesta de la arquera Blanco para desviar la pelota al córner. Desde acá, Racing dominó ampliamente las acciones y se convertiría poco a poco en merecedor de la victoria.

Un ratito después, a los 18 minutos del complemento, Rocío Bueno bajó un centro en el punto de penal y asistió a Narvaez, quien definió al primer palo pero se encontró con la arquera rival. Pero lo que fue un aviso terminó concretándose un minuto después, cuando Valbuena lanzó un tiro de esquina al área y, tras un pique que descolocó a la defensa, Rocío Bueno remató de zurda y clavó el primer y único gol con el que Racing se llevaría los tres puntos. 

Promediando el complemento, llegaría un momento cumbre: un remate da en la mano de Moreno, la árbitra cobra penal para Independiente y las locales tenían la chance de igualar el marcador, algo injusto por cómo había sido el trámite.

Afortunadamente para Racing, Ozorio pateó muy alto y las dirigidas por Agustín Benchimol seguirían en ventaja. El claro impulso anímico que significó esto mejoró sustancialmente el juego de Racing y hundió mentalmente a las Diablas, que poco a poco cedieron ante la presión y dejaron huecos en defensa que la academia supo utilizar y bien pudo ampliar la ventaja.

Tres ocasiones de gol tuvo Racing antes de que terminara el partido. A los 34 minutos del segundo tiempo, Blanco conectó un centro con la cabeza que se estrelló en un palo, y a los 43 minutos se dio una doble chance. Dos paredes entre Blanco y Fagiano dejaron a la 10 mano a mano con la arquera local y el remate dio en una de las piernas de Chiribelo; y la jugada terminó con un centro para la misma Fagiano que cabeceó desviado.

Antes del final, otra vez Fagiano protagonizó una ocasión de gol en un remate desde afuera del área que, nuevamente; el palo terminó desviando y evitando que la ventaja fuera mayor.

El después

Todo es alegría para Racing que se llevó los 3 puntos del Clásico, lidera la tabla y llegó a 7 victorias consecutivas bajo el mandato de Benchimol. Con este resultado, la Academia alcanzó la línea de River con 22 puntos, producto de siete victorias (al hilo), un empate y una derrota, y se ubica en lo más alto luego de 9 fechas.

Datos del partido

Racing Club: 1-Julieta Blanco; 4-Milagros Otazú, 6-Aldana Narváez, 26-Luana Muñoz, 3-Eugenia Nardone; 15-Florencia Curril (ST 28m 5-Camila Ulloa), 2-Melina Moreno, 6-Micaela Adorno (ST 14m 8-Paula Valbuena); 20-Lina Gómez (ST 42m 29-Nazarena Viola), 9-Rocío Bueno y 10-Paloma Fagiano. DT: Agustín Benchimol.

Gol: 18’ ST Rocío Bueno.